Pulsa «Intro» para saltar al contenido

El reto de Claudia Sheinbaum en materia de recaudación de impuestos

Tras la victoria electoral de Claudia Sheinbaum en México, la líder tendrá que enfrentarse a la difícil tarea de cumplir sus promesas de campaña en un clima económico particularmente complejo.

En ese sentido, el presidente saliente, Andrés Manuel López Obrador (AMLO), mantuvo políticas de gasto estrictas en su último año en el cargo. Sin embargo, flexibilizó algunas políticas, canceló proyectos de infraestructura como el Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (NAICM) y aumentó los programas sociales.

Debido a esto, hubo un aumento en el déficit presupuestario al 5,9% del Producto Interno Bruto (PIB) en el 2024, en comparación con el 4,3% en años anteriores. Es por ello que, la nueva presidenta de México, Claudia Sheinbaum, tendrá que mantener un límite en el gasto o tomar algunos riesgos económicos.

El panorama económico en México es desafiante, con presiones fiscales y limitaciones para aumentar la recaudación tributaria. Por lo tanto, la nueva líder tendrá que buscar una posible solución en la economía. Para los expertos, una reforma tributaria que aumente los ingresos del Gobierno podría ser una «solución». Otra opción sería ajustar el gasto público y finalmente la solución ideal: que la economía crezca.

Sin embargo, en campaña, Claudia Sheinbaum prometió continuar con la «austeridad republicana», mantener una disciplina fiscal, financiera y mejorar la recaudación de los impuestos de la aduana.

Por consiguiente, el crecimiento económico no será una solución inmediata, ya que se estima que la recaudación tributaria en México está por debajo del promedio de los países miembros de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), siendo solo del 16,9% del PIB en 2022, frente al 34% promedio de la OCDE.

Quizás también te interese:  Las novedades de Gemini que Google presentó en I/O

En resumen, Claudia Sheinbaum, virtual presidente de México tendrá un gran desafío en la administración de los recursos públicos para cumplir sus promesas de campaña y mantener la estabilidad económica y financiera del país. Esto, debido a las políticas del bienestar que hereda del Gobierno de AMLO.

NotiPress/Noelia Acuña