Pulsa «Intro» para saltar al contenido

Luego del veredicto a Donald Trump, los republicanos salieron en su defensa

El veredicto del juicio al expresidente de Estados Unidos, Donald Trump, causó un gran revuelo en la política y en la sociedad en general, ya que el magnate pasa a ser el primer presidente en la historia del país en ser declarado culpable de un delito. El jurado decidió de manera unánime que Trump era culpable de los 34 cargos en su contra.

Entre tales cargos, por falsificar registros comerciales relacionados con 11 facturas, 12 vales y 11 cheques destinados al denominado «Hush Money». Esto quiere decir, dinero para silenciar a diferentes personas, entre ellas, a la actriz de cine para adultos, Stormy Daniels, quien recibió un soborno por parte de Trump para mantener su confidencialidad durante la campaña presidencial de Trump en 2016. Así, su sentencia será dictada el 11 de julio a las 10 de la mañana.

La condena de Trump, paradójicamente, no ha movido su índice de popularidad entre sus votantes de cara a las elecciones de noviembre, en las cuales Trump mantiene altas probabilidades de regresar a la Casa Blanca. De esta forma, la retórica utilizada por el expresidente, en donde asevera, se encuentra en una «cacería de brujas» ha funcionado para convencer a sus seguidores de mantener su fidelidad.

Dentro del partido republicano, una de las voces que se alzó para expresar su oposición al veredicto fue la del presidente de la Cámara de Representante, Mike Johnson, a quien hace unos meses se intentó destituir de su cargo. A pesar de que Johnson es muy allegado a Trump, el partido republicano había pedido su renuncia bajo el argumento de haber traicionado los valores del partido defendidos por el expresidente y el movimiento «Make America Great Again».

Quizás también te interese:  Una doble cara emerge entre el consuelo y lo virtual en la relación de chatbots y jóvenes

Johnson declaró en un comunicado oficial, horas después del veredicto, «hoy es un día vergonzoso en la historia estadounidense. Los demócratas vitorearon mientras condenaban al líder del partido opositor con cargos ridículos, basados en el testimonio de una delincuente desacreditada y convicta. Esto fue un ejercicio puramente político, no legal».

Además, agregó, «la politización de nuestro sistema de justicia ha sido una característica distintiva de la administración Biden, y la decisión de hoy es una evidencia más de que los demócratas no escatimarán esfuerzos para silenciar la disidencia y aplastar a sus oponentes políticos».

Para finalizar, llamó a la consideración de sus votantes como también a seguir apoyando a Trump para las elecciones presidenciales, «el pueblo estadounidense ve esto como una guerra legal y sabe que es incorrecto, y peligroso. El presidente Trump impugnará legítimamente este veredicto absurdo, ¡y GANARÁ!».

NotiPress/Axel Olivares