Pulsa «Intro» para saltar al contenido

La cultura del seguro es aliada para proteger ante riesgos hidrometeorológicos: AMIS

De acuerdo con Norma Alicia Rosas, directora general de la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros (AMIS), los seguros para protegerse ante los riesgos hidrometeorológicos no son únicamente para los grandes desastres. En la conferencia «Seguro de daños: Protección al patrimonio en caso de riesgos hidrometeorológicos», a la cual accedió NotiPress, Rosas reveló que la cultura del seguro es idónea para familias y empresas.

Panorama hidrometeorológico en México: riesgos por ciclones en 2024

Según Solunion, en México, las principales preocupaciones empresariales están lideradas por catástrofes naturales y eventos derivados del cambio climático. Estos riesgos podrían tener impactos físicos, operativos y financieros, subrayando la necesidad de ajustar las coberturas de seguros para enfrentar estas amenazas.

Tras la temporada de altas temperaturas y sequías entre 2023 y 2024, el fenómeno de la Niña presenta un panorama de ciclones en el país, informaron voceros del Instituto de Ciencias de la Atmósfera y Cambio Climático (ICAyCC). Si bien las corrientes marinas se encuentran en vías de normalización, la Comisión Nacional del Agua pronosticó cerca de 8 posibles tormentas tropicales y cinco huracanes, agregó AMIS.

Al respecto de las condiciones hidrometeorológicas de México, Norma Alicia Rosas indicó que la temporada de ciclones dio inicio desde el pasado 15 de mayo. Frente a los pronósticos de la temporada de lluvias y tormentas tropicales en el Pacífico y Atlántico, que terminará el 30 de noviembre, la vocera recordó el incidente de Otis en 2023.

Para las aseguradoras, el huracán Otis tuvo un impacto de 18 mil 601 millones de pesos (mdp), así como 42 mil 703 siniestros y 63 por ciento de pagos por pólizas de daño. Rosas añadió que este siniestro ameritó implementar el Plan de Atención a Catástrofes en Guerrero, con objeto de dar atención urgente a través de:

  • Valuación de daños
  • Cierre de indemnizaciones
  • Cobertura del 100 por ciento en automóviles
  • Ágil anticipo de pagos
  • Comunicación, asesoramiento, colaboración, y vinculación con autoridades y organismos internacionales
  • Atención a la infraestructura del gobierno para asegurar el flujo de fondos
Quizás también te interese:  Todo sobre la intervención de EPS Sanitas: Causas y motivos

La cultura del seguro y los riesgos, no todos son gigantes

Bajo una cultura del seguro basada en prevención, AMIS informó que todo el país se enfrenta a condiciones de riesgo frente a la naturaleza, tales como las lluvias e inundaciones. Si bien se suelen asociar estos riesgos con grandes desastres, como el sismo de septiembre de 2017 y el huracán Otis, los seguros protegen ante cualquier tipo de eventualidad.

«Todos los días estamos enfrentándonos a todo tipo de situación relacionada con un riesgo de la naturales», informó Norma Alicia Rosas respecto a la prevención mediante seguros hidrometeorológicos

Cifras compartidas por AMIS señalaron que 68% de la población mexicana ha sido afectada por desastres sísmicos e hidrometeorológicos de distintos grados. Esta cifra es comparable a los grupos vulnerables en situación de pobreza al interior del país según el Instituto Nacional de Ecología y Cambio Climático.

Sobre la respuesta a las lluvias fuertes, uno de los casos ejemplares del país, AMIS señaló que en 2022 los daños de estos siniestros costaron mil millones de pesos (mmdp). En el caso del 2024, al primer semestre los riesgos catastróficos (CAT) representaron 20% de todos los desastres, con un saldo de mil 961 millones de pesos (mdp).

La cultura del seguro debe comprender que la protección busca un enfoque preventivo, mismo que está diseñado para eventualidades sin importar su grado de severidad. Según la asociación especializada en el sector asegurador, el ABCD de las recomendaciones para proteger el patrimonio de las empresas y familias cuenta con varios tipos de cobertura y permite recuperar las pérdidas económicas.

Desde una póliza según el tipo de riesgo, hasta el tipo de bienes cubiertos, adquirir un seguro para desastres hidrometeorológicos es parte de una actitud responsable ante las eventualidades naturales. Con motivo de las afectaciones pronosticadas en 2024, principalmente en Baja California, Quintana Roo, Sinaloa, Veracruz, y Yucatán, AMIS reiteró que estos seguros ofrecen resiliencia económica.

Quizás también te interese:  ¿Hospitalizados en CDMX y Edomex por agua contaminada? Esto dice Vilchis

NotiPress/Ali Figueroa